La vacuna Adán Augusto

Hugo Rangel Vargas

Morelia, Michoacán, 27 de agosto del 2021

Conforme se acerca el 2024 se asoman definiciones de carácter histórico que trazarán el rumbo de la Cuarta Transformación. Y es que la sucesión presidencial de ese año podría significar un rompimiento o una continuidad en el sentido de los cambios que ha trazado el presidente López Obrador para el país. La tendencia que se dibuje dependerá en buena medida del perfil del candidato que designe el movimiento, que hoy por hoy, tiene a su principal baluarte en la figura misma del titular del ejecutivo.

Los relevos previos y posteriores a la elección, tanto en el interior de MORENA como en el gabinete presidencial, dan cuenta del juego que se entreteje de cara al 2024 y son una muestra de la lógica de los equilibrios y estabilidades en el régimen naciente. Ambos sometidos al asedio permanente de una oposición disminuida en peso electoral, pero vocinglera mediáticamente.

Con el riesgo de asumir interpretaciones erradas de los sucesos, pareciera que, desde la llegada de Delfina Gómez a la Secretaría de Educación, el presidente López Obrador había enviado el mensaje de que los sucesivos relevos de su gabinete serian encabezados por personajes cercanos y claramente afines al movimiento. La cercanía histórica de los nuevos colaboradores y la lealtad al movimiento está siendo factor determinante.

En este sentido, la llegada del tabasqueño y “compañero entrañable” del presidente López Obrador, Adán Augusto López Hernández, a la Secretaría de Gobernación no sólo viene a ratificar que la administración lopezobradorista ha concluido la etapa de “saldar compromisos”, sino que vuelve a poner en el centro de la esfera de las decisiones políticas, el juego de lealtades de cara la sucesión del 2024.

La gripe del encono que podría contraer la Cuarta Transformación de cara al 2024, parece tener en Adán Augusto una vacuna que le despresurice y evite que esta caiga en cama. La enfermedad de la disputa parece inevitable, puesto que se trata de la legitima lucha por el poder y de las definiciones históricas a la que están citados múltiples actores, pero el modo en cómo se procese fijará en buena medida las condiciones en las que el movimiento encare la contienda presidencial.

Frente a una oposición debilitada, pero cada vez más aglutinada por los intereses que le han sido lastimados en el nuevo régimen, colocar a un nuevo contendiente en la carrera presidencial es una muestra de fortaleza. La victoria contundente obtenida por MORENA en Tabasco en el pasado proceso electoral sirve de referente evaluar al nuevo titular de SEGOB y entender su arribo como un legítimo reconocimiento.

La llegada de la vacuna Adán Augusto a la 4T debe ser entendida como una consecuencia del elogio que López Obrador hiciera en Tabasco hacia el entonces gobernador de esa entidad: “me aligera la carga”, mismo halago presidencial que se depositó, hace unas horas, en la jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum.

La bola ensalivada de Mauricio Toledo

Un comentario sobre “La vacuna Adán Augusto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s