MEDALLA BELISARIO DOMINGUEZ – Diputado 501

Antonio TENORIO ADAME

El presidente Andrés Manuel López Obrador estuvo ausente en la Sesión solemne de entrega de la Medalla Belisario Domínguez otorgada a la senadora Ifigenia Martínez Hernández, quien la recibió por sus méritos a favor de la nación y de la humanidad, es la octava mexicana en recibir la gran distinción.

POR LA NEGATIVA

El argumento esgrimido para explicar la ausencia presidencial fue “evitar un escándalo”, preparado por una senadora del PAN que antes estuvo en Morena. Actos que provienen de la decadencia política en que se encuentra sumergida la actividad electoral.

La presencia del presidente en esta ceremonia es la única ocasión que favorece la reunión entre los Poderes, se registra una ausencia lamentable.

Por otra parte, si el presidente evitó la manifestación de la violencia decadente, también se reconoció la política floreciente de la prudencia y tolerancia a la par de la propuesta que siempre ha caracterizado a la maestra Ifigenia Martínez Hernández en dos vertientes, como precursora de la equidad de género, así como su participación en la Corriente Democrática y del Frente Democrático Nacional que dio paso a la ruptura con el pasado autoritario de un solo partido hegemónico.

POR LA AFIRMATIVA

La trayectoria política de la maestra Ifigenia Martínez Hernández, traza rigurosamente el comportamiento político que debe guiar a nuestros representantes como defensores del bien público y representantes de la Nación.

La decadencia de la Babel del Congreso es manifiesta no solo en la pérdida de valores sino en la civilidad de las formas que imperan en los procedimientos entre los legisladores, si bien no están obligados a convivir en armonía, tampoco les ayuda ser rijosos, el respeto y tolerancia son indispensables ante la inevitable disidencia como causa necesaria para ser resuelta con conocimiento y prudencia.

El refrendo del respeto a la división de poderes, mantiene incólume la libertad de expresión en base al libre albedrío de los legisladores, sin ser requeridos en su manifestación de ideas, ni tampoco el recinto parlamentario se vea afectado como en aciagas épocas ocurriese tal como se recuerda el sacrificio de tortura y privación de la vida del insigne patriota Belisario Domínguez, ante la atroz dictadura de Victoriano Huerta, quien también cegara la vida de cuatro diputados más.

La batalla por la democracia no ha concluido para la senadora Ifigenia Martínez Hernández, ella ha vencido otra vez a la soberbia revanchista de los conservadores al dejar en el camino las amenazas y escándalos de senadores de la derecha.

La izquierda culta del conocimiento derrotó al tradicionalismo despótico de la derecha que sin programa ni discurso solo remeda falsariamente los recursos superados de la protesta social para amenazar con agravios al orden constitucional.

Un comentario en “MEDALLA BELISARIO DOMINGUEZ – Diputado 501

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s