Robo a despoblado en el Congreso del Estado

Morelia, Michoacán, 7 de enero del 2022

La semana pasada el gobernador, Alfredo Ramírez Bedolla, envió al poder Legislativo 37 millones de pesos; de ese monto, 26 millones fueron destinados para el pago de finiquitos de los ex trabajadores de la legislatura LXXIV del Congreso del Estado.

El problema es que es dinero sin etiquetar. Fidel Calderón Torreblanca, presidente de la Junta de Coordinación Política del Congreso del Estado (JUCUPO), y la presidenta de la Mesa directiva, Adriana Hernández Íñiguez, se han aprovechado de eso, para quedarse con una tajada de ese recurso. Ambos han negado la existencia de convenios para el pago de los ex trabajadores. A los asesores A, les están ofreciendo 29 mil pesos y a los B, 20 mil pesos. Cifras que no representan ni la mitad de lo que les habían ofrecido en el primer convenio.

En un audio que la redacción tiene en su poder, el licenciado Jhonatan Moncada, del jurídico del Congreso del Estado, acepta que hay «un convenio anterior» con trabajadores de la LXXIV legislatura.


El funcionario informó que cada trabajador que tenga demanda y quiera cobrar, deberá solicitar cita en el tribunal, quienes no tengan demanda podrán cobrar lo que les ofrecen en finanzas.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s