¿Federación o anexión? De Chiapas a México / Marco Antonio Orozco Zuarth

Escritor, cronista, editor y promotor cultural chiapaneco.

Marco Antonio Orozco Zuarth

¿FEDERACIÓN O ANEXIÓN? DE CHIAPAS A MÉXICO

Después de varios años en los cuáles un servidor ha insistido en erradicar el término “Anexión de Chiapas a México”, se sigue utilizando por muchas personas, políticos, intelectuales, periodistas, escuelas e incluso instituciones; y es que por mucho ha sido utilizado sin cuestionarse el significado del término y sus implicaciones. Igualmente se confunden fechas, procesos históricos y por mucho tiempo se inventaron sucesos para equipararlos a la historia nacional.

A mi parecer no es un tema de menor importancia, dado que se trata de uno de los episodios más importantes de nuestra historia matria.

En primer término debemos precisar que nos referimos al segundo proceso en el cual la Provincia de Chiapa se incorporó al Sistema Federal Mexicano, en 1824; ya que en 1821 se trató de la incorporación al Imperio Mexicano de Agustín de Iturbide.

Así es que para este segundo acontecimiento, se utilizan indistintamente los términos “anexión”, “federalización”, “mexicanización” y “federación”.

Para demostrar lo que afirmamos, en el sentido de que el término es el de federación, analizaremos este problema desde tres perspectivas: la histórico-jurídica, la lingüística y la política-administrativa.

La primera, histórica-jurídica, se resuelve consultando los documentos originales en donde quedó formalizado el proceso y que son los siguientes:

-Acta de la Junta Provisional de Chiapa en que se hizo la declaratoria de reunión de la provincia a la República Mexicana, del 12 de agosto de 1824. Este documento fue elaborado después del plebiscito efectuado para decidir si Chiapa pertenecería a México o a Guatemala. En esta se consigna: “Consecutivamente ceñida la calificación y discusión á los indicados pronunciamientos particulares, se tuvieron por legítimamente manifestados a favor de su federación á la República Mexicana á los pueblos siguientes:…”. Continúa más adelante “En seguida se pasó hacer la regulación, y resultaron por la federación de la República Mexicana sesenta mil cuatrocientos,…”.

 Acta del Pronunciamiento Solemne de Federación del Estado Libre de Chiapa del 14 de septiembre de 1824. Esta acta es muy clara, en el título mismo y en varios párrafos de señala que el acto que se estaba realizando era de federación: “Señalando el día de hoy para el pronunciamiento solemne de federación…”, “Que los pueblos de este Estado externen franca y libremente su voluntad de federación a la nación mexicana…”, “Viva la justa libertad y nuestra federación…”.

– Acta de Sesión del Soberano Congreso bajo la Presidencia del Sr. Zavala, del día 2 de octubre de 1824. En este documento de reforma el artículo 5º de la Constitución para quedar como sigue:

“Art. 5º.: Las partes de ésta son los estados y territorios siguientes: el estado de las Chiapas, el de Chihuahua, el de Coahuila y Tejas, el de Durango, el de Guanajuato, el de México, el de Michoacán, el de Nuevo-León, el de Oajaca, el de Puebla de los Angeles, el de Querétaro, el de S. Luis Potosí, el de Sonora y Sinaloa, el de Tabasco, el de las Tamaulipas, el de Veracruz, el de Jalisco, el de Yucatán, el de los Zacatecas; el territorio de la Alta-California, el de la Baja-California, el de Colima, y el de Sta. Fé de Nuevo-México. Una ley constitucional fijará el carácter de Tlaxcala”.

Así pues, podemos decir que la conclusión es clara y precisa se trató de un proceso de federaciónúnico en la República Mexicana. Los actores políticos de este proceso fueron muy cuidadosos en las formas, pues siguieron todos los procedimientos jurídicos, no fue pues un acto arbitrario y por lo tanto nunca fue una “anexión”.

Ahora bien, desde la perspectiva lingüística en ésta segunda parte, haremos las distinciones necesarias para esclarecer el tema que estamos abordando.

Anexión: se deriva de “anexar”, que literalmente significa “Unir o agregar algo a otra cosa con dependencia de ella”. La palabra bien del latín “annexus, (anexo o anexa) de annectĕre, o sea enlazar, unir.

Federalización: el término no existe formalmente. Se usa para denotar a un proceso administrativo que se descentraliza; es decir, que se pasa de la administración federal a la estatal y municipal. Se utiliza mucho en el sector educativo.

MexicanizaciónNo existe formalmente la palabra y es una aberración, pues no se puede mexicanizar lo que no es mexicano. En todo caso, un mejor término sería nacionalizar. Los mayas y zoques no se pueden convertir en mexicas.

Federación: Del latín foederāre (federar), cuya traducción sería “unir por alianza, liga, unión o pacto entre varios”. De ahí proviene el término foederatĭo, –ōnis (federación), que es la acción de federar y que también se utiliza para designar al organismo, entidad o Estado resultante de dicha acción, también al Estado federal o al Poder central de ese Estado.

Entonces federación es un acto o proceso de unir a través de un pacto o una alianza entre varios estados para formar un organismo, entidad o Estado que, en nuestro caso, se denomina Estados Unidos Mexicanos; que es un Estado federal integrado por estados, que por este hecho, se les da el nombre de entidades federativas (foederātus e –ivo).

Concluimos entonces que lingüísticamente el término correcto es federación, dadas las características del proceso histórico. No cabe aquí la posibilidad de emplear el término “anexión”, ni siquiera como sinónimo.

Finalmente, desde la perspectiva de la Ciencia Política y la Administración Pública, que es la que nos dará mayor claridad del proceso, tenemos que la federación es un modelo que fue llevado a la práctica por las trece colonias norteamericanas al independizarse de Inglaterra para darse un sistema de gobierno. Cada una de éstas tenía su propia forma de gobierno y sus propias leyes; por eso al federarse, cedieron parte de su soberanía para formar una federación de estados, llamada Estados Unidos de América. Así crearon un poder federal que representara a las partes integrantes, que de colonias pasaron a ser Estados libres y soberanos. Así nació el modelo de sistema federal, que fue adoptado por varios países.

México fue uno de estos países, que tras su independencia de España, adoptó desde un inicio este modelo de sistema federal, aunque no correspondía a su realidad histórica, ya que la forma de gobierno de la Nueva España siempre fue centralista. Por eso Fray Servando Teresa de Mier y otros personajes criticaron este modelo. Es decir, al formarse los Estados Unidos Mexicanos, de manera centralista se les dotó de soberanía, libertad y autonomía a los territorios que, a diferencia de las trece colonias, nunca tuvieron leyes ni gobiernos propios. Se impuso, pues la federación como sistema de gobierno; de ahí el profundo centralismo del poder político en nuestro país.

Volviendo a nuestro sistema de gobierno que es federal, a diferencia de otros en donde tienen un sistema central. Un sistema federal es el que está compuesto por estados particulares, cuyos poderes regionales gozan de autonomía e incluso de soberanía para su régimen interior. A diferencia de un sistema central, en donde los poderes están concentrados en una entidad central y las partes integrantes no gozan de dicha autonomía, ni soberanía.

En un sistema federal, existe un poder unificador que es el gobierno federal, establecido en un territorio destinado ex profeso para ello, como lo es el Distrito Federal en México o el Distrito de Columbia en los Estados Unidos; en donde residen los poderes federales. Por eso se llaman México, D. F. Washington, D.C. Hay una Constitución Federal, un cuerpo de leyes federales y los tres poderes federales. Las partes integrantes de esa federación son las entidades federativas o estados libres y soberanos; cada una de ellas tiene su propia constitución, sus leyes estatales y sus tres poderes estatales.

En un sistema central, como en el caso de los países de Centroamérica, sólo existen los tres poderes centralesuna sola constitución y las partes integrantes de ese Estado, se denominan “Departamentos” no estados.

En un sistema federal, cada entidad federativa elige a sus propios gobernantes y representantes (gobernador y diputados locales). En un sistema central, los gobernantes de los departamentos son nombrados directamente por el Presidente de la República y no existe un parlamento local.

Aquí concluimos también que el término correcto es federación, ya que Chiapas se incorporó a un sistema federal, es decir se federó. No es correcto “anexión”, porque el término denota un acto de fuerza, es decir anexión significaría que México mediante el uso de la fuerza, se hubiera adjudicado el territorio chiapaneco. O bien que Chiapas se hubiera entregado a México.

La incorporación es pues, un acto de federalismo para formar un Estado-Nacional que son los Estados Unidos Mexicanos.

Siendo Chiapas el único que lo decidió a través de un proceso democrático, como quiera que haya sido el proceso de votación, considerando los instrumentos electorales que se tenían en esa época; pues tampoco es válido juzgarlo con los criterios de nuestro actual sistema electoral.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s